La inmunoterapia se muestra cada vez más eficaz en el cáncer

La estrategia de azuzar al sistema inmune del propio paciente contra su cáncer, conocida como inmunoterapia, está demostrando ser eficaz en cada vez más tumores, aunque en diverso grado. Por ejemplo, en cáncer de pulmón había conseguido alargar la supervivencia solo en algunas variantes de la enfermedad.

Ahora, un ensayo clínico internacional amplía sustancialmente el grupo de pacientes con cáncer de pulmón que pueden beneficiarse de la inmunoterapia. Los resultados, publicados en The New England Journal of Medicine (NEJM), demuestran que la inmunoterapia, administrada conjuntamente con la quimioterapia convencional, aumenta de manera significativa la supervivencia de los pacientes. En concreto, contra un subtipo de cáncer de pulmón en el que, desde hace dos décadas, las posibilidades de tratamiento avanzan escasamente, como es el carcinoma epidermoide.

El cáncer de pulmón es la primera causa de muerte por cáncer en todo el mundo. En España hubo más de 22.000 fallecimientos por este tumor en 2016 (según datos de la Sociedad Española de Oncología Médica, SEOM). El carcinoma epidermoide es una variedad de los llamados no microcíticos, o de células no pequeñas; representa entre el 20% y el 30% de todos los casos de cáncer de pulmón y se asocia a un peor pronóstico que otras variantes. Además, es uno de los cánceres en que menos han mejorado los tratamientos porque, al contrario que en otros tumores, en este carcinoma no se han identificado dianas moleculares susceptibles de explotación terapéutica, es decir, moléculas esenciales para el desarrollo y progresión del tumor que pueden ser bloqueadas con fármacos específicos. Los resultados del nuevo estudio son, por tanto, un avance significativo.

Fuente: JANO