Un nuevo sensor es capaz de detectar problemas de riñón en la orina

Investigadores de la Universidad de Granada (UGR) han diseñado un sensor que permite determinar el nivel de creatinina (un metabolito presente en la orina que se usa para diagnosticar el funcionamiento del riñón) de manera rápida y sencilla en el laboratorio.

En la actualidad, la determinación del nivel de creatinina en orina se realiza de forma rutinaria en el laboratorio de análisis clínico. Habitualmente se utiliza el método puesto a punto por el patólogo alemán Max Jaffé en 1886, siendo el único método de análisis clínico de esa época que aún se usa en el laboratorio. Este método presenta diversos problemas, como es su falta de especificidad, aunque es rápido y barato, según detalla La UGR.

El grupo de investigación Ecsens, perteneciente al departamento de Química Analítica de la UGR, ha desarrollado un sensor de un solo uso que permite determinar la concentración de creatinina en muestras de orina de manera rápida y sencilla en el laboratorio, utilizando pequeños volúmenes de orina y reactivos.

El sensor es una membrana de PVC (cloruro de polivinilo) que contiene los reactivos necesarios para llevar a cabo la determinación. Al introducir el sensor en la orina, este cambia de color de amarillo a naranja, dependiendo de la concentración de creatina en la muestra.

Fuente: JANO