La juventud no protege a las personas de una enfermedad grave

Esta es la principal conclusión de un estudio, realizado por expertos del Hospital Infantil Benioff de la Universidad de California, que ha analizado los numerosos casos de adultos jóvenes infectados con el coronavirus en EEUU. Los investigadores examinaron los datos extraídos de una muestra nacional de aproximadamente 8.400 hombres y mujeres de 18 a 25 años y observaron cómo la vulnerabilidad médica general era del 33% en el caso de los varones y del 30% en el de las mujeres.

Los datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EEUU, que no se incluyeron en este estudio, indican que, aunque los pacientes mayores de 65 años son significativamente más propensos a ser hospitalizados que los más jóvenes, la brecha se está reduciendo. En la semana que terminó el 18 de abril, hubo 8,7 hospitalizaciones por cada 100.000 habitantes en el grupo de 18 a 29 años, en comparación con 128,3 por cada 100.000 habitantes en el caso de los mayores de 65 años.

Sin embargo, en la semana que terminó el 27 de junio las cifras fueron de 34,7 y 306,7 respectivamente, lo que supone un aumento del 299 % en las hospitalizaciones de adultos jóvenes frente a un incremento del 139 % en las hospitalizaciones de adultos mayores.

Fuente: JANO